lunes, 25 de agosto de 2014

Cine para momias.

Si alguna vez proyectaran una película para tranquilizar a las momias del Museo Británico, no hay duda de que la elegida sería esta, es el equivalente al valium en celuloide.

Honor de cavalleria.

Sinopsis plúmbea: Esta película nos cuenta las aventuras de D. Quijote y Sancho, cuando no tenían aventuras, léase cuando no pasaba absolutamente nada. El equivalente a la antigua carta de ajuste de la tele o como si nos quisieran leer un libro antes de imprimirse. ¡¡ZZZZzzzZzZzzZZzz!!

Ya que la última programada fue "Caótica Ana", pues vamos a tener un mini ciclo de cine cultureta, de ese que nos pasma con sus metáforas, su erudición o como en este caso con su absolutamente nada. 

Uno podría estar una semana diciendo que: cura el insomnio a las piedras, que si la viera el diablo sucedería un genocidio de moscas,  que como el sueño de la razón produce monstruos viendo esto es como tuvo su origen Godzilla, y así un mes y medio, pero también os aburriríais. Solo cabe decir que es plomiza, soporífera, pesada, cargante, plastosa y desesperante hasta el infinito. Y la banda sonora con cientos de millones de grillos cantando ayuda mucho... ¡¡ZZZZzzzZzZzzZZzz!!

 Cri, cri, cri, cri, cri...

Por cierto hay que ver cuan jodidamente orondo está el amigo Sancho a pesar de solo comer cinco nueces en las variadas jornadas.

La cosa es tan osteotoreamente inane que mas de un crítico dedica dos o tres párrafos a que en un momento D. Alonso Quijano dice una palabrota, ¡oh, tranfiguración conspicua del personaje cervantino!, y que en uno de sus breves parlamentos deja ver una visión panteista de Dios, un asunto sobre el que mucho pensar y tal, y tal y tal.

Otro fornido ejemplo de "le cinema cultureté" ya emulizado para todos ustedes en: Honor de cavalleria - audio esp. cat. - Cutrefilms 1466.mkv

No hay comentarios: