martes, 22 de abril de 2014

La santa chingadera.

La santa muerte.

Una que se quedó atascada en las avalanchas, pero es un churromex digno de una entradita para el solo. Esta chingadera es un aburrimiento absoluto, una de esas pelis que además tienen mensaje religioso, tan absurdo que dan ganas de hacerse ateo. 

Pero vayamos con los pecados de la peli, primero la ruedan soltando paridas sobre el mismo tema que cuentan, normalmente se aprovecha el tema polémico (punks, cholos, mierda seca...) da igual el caso es que sea rijoso, pero sin tener ni puta idea del fenómeno que se cuenta. Lo mismo podrían haber puesto muñecos de Pitufos o decir que iba sobre la adoración a Tutatis (si ese que podía hacer que se nos cayera el cielo encima). 

Ibamos diciendo que el guión es una mierda, la dirección  es tremebundista, los actores dan pena ajena  y la musica... la musica... esa musica...

Cito un crítico de por ahí:

La cinta se pudre en disfraces, personajes caricaturescos y las ya conocidas escenas sobreiluminadas, con música evangélica y close ups, la escena donde el sermón substituye a la historia. El problema no son los sermones, pero la forma en la importancia que Del Toro les carga, y el cambio de 180 grados que tienen estos en los personajes. El guión de la película es más que un abandono, da risa y en momentos deja en el aire que la película es una posible sátira a la propia fe. Pero sabiendo las intenciones de su director, regresamos a la realidad, un acercamiento fílmico tramposo de un director carente de talento.

¡Tarara... tarara... chunnnnn!

Un ilustre cutrefilm ya emulizado para su disfrute en: La Santa Muerte - Cutrefilms 1227.avi

3 comentarios:

Dwight Fry dijo...

Yo del tal Del Toro sólo vi una, allá en los tiempos en los que tenía Galavisión por satélite, se llamaba "SIDA, síndrome de muerte". Y como decía el grajo de Poe, NEVERMORE.

Yulifero dijo...

Y no confundir con Benancio del Toro.

Dwight Fry dijo...

Ni con Guillermito (y su voraz apetito).