viernes, 18 de octubre de 2013

Karatoff bolchevique.

 Piraty XX veka.

Ignota película de artes marciales soviética cuyo intrincado argumento os paso a desvelar:

Los piratas del siglo XX es un thriller de acción y aventura romántica, que explora temas eternos del folclore naval: kung-fu y diversos zurriagazos en las las zonas maritales masculinas. Según muchos críticos de cine de la época, fue el primero, pero por desgracia no es el último intento de los cineastas soviéticos de retratar convincentemente dilemas filosóficos complejos asociados a dar patadas a otros seres humanos en la cara y en las zonas reproductivas. Sin embargo, se logra una tasa de éxito muy por encima de obras de similar temática americanas, tales como Rambo, Delta Force y Solo en casa.

La trama de la película se centra en un mercante soviético, que está metido por mor de la paz mundial en el transporte de un cargamento de drogas a la madre patria. Se da a entender que los medicamentos deben ser utilizados por el gobierno soviético para causas nobles y humanas, como tal vez para mantener a los científicos disidentes en prisión mas relajaditos. Pero pronto surgen complicaciones. 

 Aparecen los piratas ninjas.

Esto sucede para gran sorpresa de los espectadores soviéticos, que esperaban que el barco completara su viaje con seguridad y sin problemas y terminar la película con un encendido discurso en el comité local del partido en el puerto de su destino. No es eso lo que pasa. El barco es atacado por bandidos capitalistas que parecen tener habilidades en el arte del inhumano y prohibido "karate" y tienen rasgos faciales similares a los de los nativos de Tayikistán. Al público soviético se le deja que adivinen ellos solitos lo que pretenden estos "piratas". Puede o no puede tener algo que ver con los estupefacientes. El conflicto de dos sistemas sociales totalmente diferentes y de las dos escuelas de judo prosigue. Por alguna inexplicable razón esto ocurre cerca de una isla cuya población entera se compone exclusivamente de mujeres fotogénicas de vaga apariencia uzbeka que están sojuzgadas, oprimidas y sobadas por los piratones.

Uzbeka isleña sufriendo descarados requiebros.

Con el tiempo, tal vez cansado ​​del extraño guión, el capitán soviético intenta escapar, dejando a la nave y su preciosa carga en manos capitalistas. Esto no se culmina con éxito, los "piratas" persiguen el bote salvavidas. Al ver que todas las opciones posibles se han agotado, el capitán decide  una última medida desesperada: le ordena un ingeniero de pelo rizado llamado Sergio que se quite la camisa y apalice a los malosos. Sergio, después de besar castamente a una miembra de sexo femenino en la mejilla, se pone a la tarea, utilizando lo mejor de la técnica de combate soviética conocida como Sambo. Como era de esperar, esto implica una buena cantidad de patadas. Con todos los "piratas" despanzurrados y muertos de vergüenza, la película termina con un final feliz. Excepto por las mujeres uzbekas, cuyo destino sigue siendo un misterio. La moraleja sin embargo, es muy clara: no confíes en los malvados tayikos. 

 Vease a Sergio despiojando por las malas a un piratón.

Aqui teneis esta curiosa peli, que no es que sea horrorosa, pero se nota un huevo que los cineastas soviéticos estaban acostumbrados a esto de rodar en plan de acción para divertir como yo estoy de acostumbrado a que me toque el Gordo de la lotería Navidad.  Ya la teneis emulizada en: Piraty XX veka - audio esp. rus. - Cutrefilms 1034.mkv

No hay comentarios: