martes, 5 de julio de 2011

Tordos al viento como los de Maria Sarmiento.

Primero pedir perdón por la extensa vagancia de estos días pero la verdad es que no encontraba inspiración ni material digno, ha habido que dejar que se destilaran unos cuantos churros en la maquina procesadora, y frescos y olorosos los iré sirviendo para disfrute y solaz de ustedes.

Terror, sexo y brujeria (Narcosatanicos).

Pa empezar un truño mexicano de estos que tanto nos gustan. La breve y veraz historia que enamorada de un galán, esta ve desesperada que el tal ama a otra. Sin mas delación va por la ayuda de una vidente que le proporciona un cuchillito firmado por Aceros Satanás con el que los que podra matar impunemente a cuanto se le ocurra. La enamorada acepta el trato aunque lo lógico hubiera sido que le entregasen al galán sin mas...

Lo que sigue es una escabechina, los muertos regresan y poseen a otros, la abuela fuma en pipa y el terror se desencadena (pasa por comprar cadenas en los chinos). Curiosamente retitulada después "Narcosatanicos", aunque no sale ninguna sustancia narcótica.

Momento crucial del pacto satánico. Lucifercillo, con una cara digna de efectos especiales de George Lucas, está contando la parte contratante de la segunda parte a la chica y de repente vuela el vestido de ella, el público a falta de otro aliciente lo agradece en el alma y el director rezando al Señor para que los espectadores miren a la izquierda y que no se fijen en la mierda de Satanás que le han plantado los de atrezzo.

Primer chorongo de esta sesión en sus mulas: Terror, sexo y brujeria - Cutrefilms 551.

 Zombie Nation.

Zurullo de ballenato adulto con chispas de chocolate obra del gran "auteur" Ulli Lommel, que solo por esto debería ser decapitado y mandado al infierno ipso facto. Y de paso muestra que el espiritu de Ed Wood (en realidad su poltergeist) alienta y anima a muchos creadores de hoy en dia, por ejemplo el citado Ulli, el cual ha conseguido destronar al campeón de los pesos mundial cutrepesados Uwe Boll como rey cagador de la mierda de terror mas pestifera.

Las risas comienzan con un reparto internacional de nulidades pasmantes. Uno se imagina que viviendo en Los Angeles, donde hasta los dentistas, carteros y repartidores de leche son actores o guionistas esperando su oportunidad, es facil reunir un plantel actoral lleno de cenutrios saltarines, y a fe mía que Ulli lo consigue. Hay que ver como recitan con cara muy seriecita las chorradas que los guionistas les hacen decir.

La historia cuenta como un policía detiene coches con chicas jamonas y se las lleva a su casa para darlas materile sufriente, todo eso dejando en el portal a su compañero de patrulla, que solo se mosquea un poquito (muy poquito), aunque las chicas van desapareciendo a puñados. Lo curioso es que legiones de personas son testigos de las extrañas detenciones, pero la policía no investiga, hay campeonato de mus y hay que entrenar duro. Así que le cargan el muerto al primer mendrugo que se les ocurre.


Aquí vemos a dicho mendrugo siendo llevado hasta la "comisaria". El presupuesto de la peli da para alquilar tres sillas y un cubo de basura cochambroso, pintar a brocha "Precinct 707" en la pared y poca mas ambientación. Por eso el policía malo va de patrulla en un coche cualquiera prestado por algún amiguete de Ulli, gracias a Dios el amiguete no tenia un 600.


El caso es que una chica que pasa por el metraje, decide hacerse un hechizo vudú protector por si la asesinan. Algo muy lógico en el esquema mental de este pelí. Y como sigue siendo lógico, el poli se fija en ella y le da matarile. Todas las chicas asesinadas resucitan en forma de zombies, aunque la única diferencia de cuando estaban vivas es que tienen un maquillaje muy caní alrededor de los ojos. Vamos, que parecen zorronas a punto de salir de gaupasa. Por lo demás estás zombies comen, hablan y hasta cagan, que es precisamente lo que hacen con los diálogos.

Momento estelar de la peli, un mangarranas ligando con una zombie le dice "¿Te gustaría comérmela?". La zombie se rinde a sus encantos y se la come literalmente.


Y la cosa luego sigue degenerando muy deprisa, así que mejor os la pescais en la mula en vez de aguantar mi rollo: Zombie Nation - dual esp. eng. - Cutrefilms 552.


 Deathstalker 2: Duel of the Titans y Deathstalker 3: The warriors from hell.

Y traigo dos deazstalkeradas al precio de una, para cerrar esta entrada de mocordos al viento. En la primera me he currado unos subtítulos originales a partir de la versión en croata (de Croacia, no del idioma de las ranas) en una versión subtitulada integra en castellano, la que pulula con audio español tiene muchísimas escenas cortadas, y la segunda es un dual mejorando en calidad la versión que pulula por ahí. Como siempre intento traer novedades o mejoro lo disponible.

De Deathstalker 2 decir que es la típica peliculiya cutrona, pero que no se toma muy en serio a si misma. Esta trufada de coñas, algunas hasta aceptables, mucha jamona y grandes dosis de acción a veces divertida y otras de perragorda. En conjunto, una historia de un choricete simpático que ayuda a una princesa algo tunanta a recuperar su reino, que a los amantes del cine de quinta regional les hará gracia.

Uno de los muchos pasmosos guerreros del flim.

De Deathstalker 3, tenemos que es una historia de magia, princesas, hechiceros malignos, zombies, topless (aunque menos que en sus antecesoras) y en la que confian a nuestro taimado guerrero la custodia de una parte de un cristal mágico, para que cierto maloso no se apodere de ella. Da una sensación rara, hay poco queso gruyere argumental, poco gore, las actuaciones, las peleas, el malo calvito (y con mas cara de contable que de hechicero) y un montón de diálogos son terriblemente ridículos pero se puede ver que la han intentado rodar con cierto cuidado. Y hay hasta una cierta propaganda para el consumo de patatas realmente encantadora.

El plantel de los malvados posa desafiante.

No hay comentarios: