miércoles, 13 de julio de 2011

La invasión de los zombis malabaristas.




Incubo sulla citta contaminata (La invasión de los zombies atómicos).

Y nos vamos de viaje a la Italia mas casposa y ochentera, a disfrutar con otra peli de Zombis marchosos. Lo mejor en  comparación con la muy reciente Zombie nation, donde los bichos también hacian de todo, es que en esta se están calladitos. Pero corren, acuchillan, atacan acueductos, centrales eléctricas, pilotan aviones sin ser pilotos en la otra vida, se limpian la sangre con la manga de la camisa, disparan, van armados hasta en las orejas y juegan al tute cuando no les enfoca la cámara. Los zombis de pinta no son de perra gorda pero casi, parece que les han emplastado la cara con una mezcla de pizza choricesca, paté de hígado de gorrino y caca. 

La cosa es que en un pais aterriza un avión Hércules, el ejercito y la televisión espera, y salen zumbando un kilotroncho de zombies que se cargan a los militares y se pasarán toda la santa película persiguiendo al periodista televisivo testigo del evento (encarnado por el muy habitual por estos lares Hugo Stiglitz) y a su santa esposa con constancia numantina.

Como toda película cutre tendremos escenas de carcajeo impropio, por ejemplo el cirujano ninja, la sería y filosófica exclamacion de "Dios mío es absurdo" ante cuarenta cadáveres recien escabechinados, el paciente filósofo pesimista al que le consuelan diciéndole que el mundo se preocupa por su úlcera, un ballet cutre televisivo de antología, los zombis haciendo botellón, la caida de la muñeca hinchable de la montaña rusa, la pareja perseguida que con 500 zombis detrás que se para en una cafetería abandonada a tomarse un cafelito, echarse un cigarro y a darle a la filosofía barata, etc. Añadamos unas cuantas actrices con los melones al aire, mucho gore cabroncete y un final chorra de libro. Y está cocinado.

El ballet de Valerio Cutroff, no coordinan ni a punta de pistola.

Soy zombi y mola.

Cuidado con Paloma que me han dicho que es de goma.

Y por fin, el enlace a emule a una versión de megacalidad de: Incubo sulla citta contaminata - dual esp. ita. - Cutrefilms 556.

No hay comentarios: